Carson McCullers. El hipotecado corazón

Un texto clave de la célebre autora estadounidense en la traducción al español de Esteban Moore.

 

 

 

 

Carson McCullers

 

 

El hipotecado corazón

 

Los muertos demandan zonas extendidas,

una doble visión, capricho fantasmal que parcela el afecto.

Los muertos reclaman del amante los sentidos, la hipoteca del corazón.

Agudizá tu mirada, observá nuevamente los ciruelos,

los cerezos que florecen bajo la llovizna gris

y al firmamento, frío, rosado, entregale

                                                              tu repetida sorpresa.

Negate, una y otra vez  a la firmeza del requerimiento;

a la memoria por dos multiplicada –a las reconocidas obligaciones.

Instruí tu estremecido espíritu; el temor

debés recordar, es el servidor fiel de amos esquizofrénicos,

de lo contrario el amor vagará ciego

                           como un alma en pena sin hogar.

Prepará las flores, las guirnaldas,

las ofrendas deseadas,

testimonio del sentimiento que perdura.

La  hipoteca de los muertos es por todos conocida.

¿Pero de la ceniza recluida, del humilde hueso,

podrán decirnos algo, ellos, los muertos?