Gregory Corso

Poeta hablando consigo mismo frente al espejo

 

(Versiones al español de Esteban Moore)

 

 

Yo obsequié

Obsequié el firmamento
junto a las estrellas los planetas las lunas
y también las nubes y los vientos del clima
las formaciones de aviones, la migración de las aves…
“De ningún modo !” aullaron los árboles,
” Los pájaros cuando no vuelan son nuestros, no los podés obsequiar ! ”
Así que obsequié los árboles
y el terreno que ellos habitan
y todas aquellas cosas que crecen y se arrastran sobre él
” Un momento ! ” marearon los mares,
” Las costas, las playas son nuestras, los árboles para los barcos
para los astilleros, nuestros ! ” no los podés obsequiar!”
Por lo tanto obsequié los mares todas las cosas que los nadan los navegan…
” De ningún modo” tronaron los dioses,
” Todo lo que has obsequiado nos pertenece! Nosotros lo creamos!”
” Incluso creamos a aquellos como vos !”
Entonces fue cuando obsequié a los dioses.

 

 

Duda acerca de la verdad

En la Musa no existe
hogar para el descanso
El alhajero
está sobre la vereda
_su espejo roto
Observo y veo
un poeta gastado
_qué dulce-triste
objeto demolido es el hombre poeta
Mi buen corazón dice: “No,
tonto, es el espejo
que se ha roto”
A pesar de que la verdad ya no es mi guía
no haré de mentira verdad
Abandoné el alhajero de los poemas
para siempre
pero al regresar al día siguiente
vi a un chino
llorando bajo el sol

 

 

Reconocidos por poseer cabezas duras

(Testa Dura)
la mia testa e una testa delicata
Las estupideces del martín pescador
forman una bandada en mi cerebro
donde se ha ido mi anterior
felicidad
cuando la sabiduría
solstició mi cerebro
tan propicio a la
labor de las palabras
O gran pedo del cielo
vi anticipadamente
tu luz
Las nubes son sobres de agua
hechos de aire
arrojando fuego
Eso es lo que quiero decir con
O gran pedo del cielo
Soy ese niño
lustrabotas de los dioses
después de todo fui yo
el que se sentó en el inodoro
de un viejo y olvidado dios
Con amor, por el pensamiento,
las montañas cubiertas de azul
y los cipreses en descenso
se mueven sin moverse
para mis ojos amantes
Y las tormentas
y las nubes batientes
que topan
como lo hacen los carneros
con sus cuernos grandes
a las nubes femeninas
expresan su amor
_hacen bebés
de lluvia

 

 

Poeta hablando consigo mismo frente al espejo

Sí, Soy yo
Esta caza de mí
se ha transformado en algo evidentemente absurdo
creyendo que cuando yo
era perseguido
no sólo me encontraría a mí mismo
sino también a todo un rebaño de yoes
yoes pasados, yoes futuros
una carro cargado de ellos
y todos estos años
y adónde he llegado
en este punto del tiempo
éste no es el mismo espejo
que contemplé hace años
Es el espejo que cambia
nunca el pobre Gregory
Hey !, en la vida
Donde fui, fui
Donde me detuve, me detuve
Cuando hablé, hablé
Cuando escuché, escuché
Lo que comí, comí
Lo que amé, amé
Pero que puedo decir acerca de
adonde fui, no fui
adonde me detuve, continué mi camino
cuando hablé, escuché
cuando escuché, hablé
cuando ayuné, comí
y cuando amaba…
no deseaba odiar
Ahora veo a las personas
como las ve la policía
También veo a las monjas del mismo modo
en que veo a los hare-krishnas
No tengo representante
me disgusta la idea de un poeta con representante
sin embargo Ginsy y Ferli, tienen uno
y hacen pilas de plata con ellos
se vuelven más famosos también
Quizás debiera contratar un representante
Wow!
De ningún modo, Gregory, quedáte
en la cercanía del poema

 

 

Escrito en el sector portorriqueño de Harlem

Existe una verdad que limita al hombre
una verdad que impide que pueda ir más lejos
El mundo está cambiando
el mundo sabe que está cambiando
Pesado es el dolor del día
Los viejos en su mirada expresan la fatalidad
Los jóvenes en esa mirada confunden su destino
Eso es la verdad
pero no es toda la verdad

La vida tiene significado
y yo no conozco su significado
aun cuando sentí que no tenía ningún sentido
tuve esperanzas y recé y busqué un significado
no todo era el juego sentimental de la poesía
había obligaciones a las cuales debía responder
convocando a la Muerte y a Dios
me invadía un salvaje desafío de enfrentarme a Ellas
Sin la Vida se prueba el sinsentido de la muerte
Sí el mundo está cambiando
pero la Muerte sigue siendo lo mismo
se lleva al hombre de la Vida
el único significado que el hombre conoce
y usualmente es un asunto triste
esta Muerte

Yo tenía una inocencia yo tenía una seriedad
Yo tenía un humor que me salvaba de la filosofía amateur
Yo soy capaz de contradecir mis creencias
Yo soy capaz muy capaz
porque deseo conocer el significado de todas las cosas

Sin embargo me siento como un ser intensamente quebrado
quejándome: Oh qué responsabilidad
que he colocado sobre tus hombros Gregory
la Muerte y Dios
Duro duro es duro

He aprendido que la vida no es ningún sueño
aprendí que la verdad obra engañosamente
El hombre no es Dios
la vida un siglo
la muerte un instante

Gregory Corso (1930-2001) Nació en Nueva York, ciudad en la cual durante su juventud conoció el reformatorio y la cárcel. En 1956 se traslada a la Cost ... LEER MÁS DEL AUTOR